Señales del trabajo de parto

0
1793
Me Gusta
Like Lo Amo Haha Wow Triste Enojo

En ocasiones la fecha probable de parto no corresponde con la llegada de tu bebé. Por eso es muy importante tener todo programado con anticipación para que estés preparada cualquier día y a cualquier hora.

Las señales más certeras del trabajo de parto son las contracciones y el inicio de la dilatación, sin embargo, días antes o incluso horas, puedes experimentar lo siguiente:

Que se te “encaja” el bebé

Cuando se aproxime el día del parto comenzarás a sentir que tu bebé bajó hacia la pelvis quitando un poco de presión en el diafragma, lo que provoca que recuperes el aire que hasta hace algunos meses te faltaba. De hecho, tu vejiga estará tan presionada que serán mucho más frecuentes tus ganas de ir al baño

Dilatación

Con un examen médico el ginecólogo podrá decirte cuando tu cérvix comience a abrirse, las dilataciones se miden en centímetros. El cérvix se abre hasta llegar a diez

El tapón

Durante el embarazo la abertura cervical se bloquea por una sustancia mucosa que previene que las bacterias viajen al útero.

Cuando el cérvix comienza a relajarse, en algunos casos el tapón se desprende avisando que el parto se acerca, éste puede ser transparente, rosa o bañado con un poco de sangre; a veces sale minutos, horas y hasta días antes de que comience la labor de parto

Ruptura de fuente

Algunas veces el saco amniótico se rompe o comienza a gotear antes de que inicie el parto. En realidad, sólo el 10% de las embarazadas tiene una ruptura de fuente externa. Los médicos consideran esto como el primer paso para el parto.

Si te encuentras en labor y no se ha roto la fuente es muy probable que el médico la rompa de forma manual

Mala digestión

Muchas mujeres sufren diarreas y náuseas antes del parto

Mucha energía

Es posible que el día del parto te levantes cargada de energía, con ánimo para hacer la limpieza o realizar un sinfín de actividades

Cualquier sangrado o dolor fuerte de abdomen durante el embarazo necesita atención médica inmediata.

La actividad y movimiento de tu bebé será menor durante los últimos días antes de su nacimiento; pero también puede dejar de moverse en señal de que algo no está bien, por lo que no debes dudar en hablarle a tu médico para corroborar que todo se encuentre bajo control.

Fuente: bbmundo.com

Me Gusta
Like Lo Amo Haha Wow Triste Enojo