- Publicidad -

Las 20 confesiones de una mamá que no puede dormir

Fecha:

- Publicidad -

Emily-Jane Clark se define como una mujer que no puede dormir como consecuencia de haber sido madre de dos bebés en muy poco tiempo: sólo tres años.

Periodista y escritora y creadora del blog stolensleep.com (“sueño robado”). Desde el humor, Clark enumeró unas veinte “confesiones” que la colocarían -en otro contexto- como una mala madre.

Sin embargo, algunos servirán para que más de una mujer se identifique con lo que vivió esta británica.

1 – “Le dije a muchas personas que mi bebé estaba desarrollando sus dientes cuando en realidad sólo estaba siendo un dolor en el c…”.

2 – “He cerrado mis ojos y tratado de dormir un poco mientras empujaba el cochecito de mi bebé”.

3 – “Culpo de todo a la falta de sueño. Incluso en esos días en los que no estoy cansada. Cosas como olvidarme de reuniones, olvidarme los nombres de las personas, romper vajilla, llegar tarde a las citas, cocinar comida incomible y que mi casa sea un desastre, son a menudo causa de mi cansancio; pero a veces son sólo producto de mí”.

4 – “A veces salgo de casa vistiendo ropa con mocos de bebés o algún vómito. Si alguien me lo hace notar me hago la sorprendida como si no lo hubiera visto antes”.

5 – “He dicho que mi bebé estaba enfermo para evitar reuniones sociales”.

6 – “Cuando mis chicos están particularmente insoportables les muestro mi dedo cuando ellos no están viendo”.

7 – “A veces veo a mi marido durmiendo plácidamente mientras tengo que estar toda la noche despierta con el bebé y fantaseo con golpearlo en la cara”.

8 – “He usado leche materna en mi té cuando no he tenido leche de refrigerador”.

9 – “No me interesa cambiar mis sábanas si el bebé orinó, vomitó o defecó del lado en que duerme mi marido”.

10 – “He comido alimentos de la lata para no molestarme en lavar un plato o una olla”.

11 – “Me pongo el mismo par de medias hasta que huelan mal. Esto puede pasar con cualquier cosa durante una semana”.

12 – “NUNCA lavo mi corpiño”.

13 – “Insulto mucho. Ahora tengo chicos y no puedo hacerlo abiertamente. Pero siento la necesidad de maldecir más que nunca. En un buen día lo hago en voz baja, en un mal día me encierro en el baño, tiro la cadena y sacó las peores palabras”.

14 – “Dejé a mis chicos hacer lo que quisieran con la esperanza de tener cinco minutos de paz.

15 – “Soborné a mis bebés con galletas o chocolates de forma regular. Dos víctimas más de la obesidad británica”.

16 – “La razón por la que amamanté a mi segundo bebé hasta los dos años no fue por los beneficios en la salud, como la gente creía, sino porque el destete implicaba demasiado esfuerzo”.

17 – “Algunos días no me visto hasta que es casi la hora de la cena”.

18 – “Sólo depilo mis piernas cuando los pelos comienzan a emerger de mis zapatos”.

19 – “A menudo les digo a mis chicos que esos juguetes ruidosos están rotos”.

20 – “Voy a quejarme sobre ellos, a blasfemar en su nombre, me quedaré toda la noche despierta, pero ¿mi mayor confesión de todas? Los amo con locura. Amo ser madre y no lo cambiaría por nada”.

 

¿Te identificaste? 

 

Fuente: infobae.com

- Publicidad -
- Publicidad -
Amor | Sólo Música Romántica
Amor | Sólo Música Románticahttp://www.grupoacir.com.mx
Amor | Sólo Música Romántica | Una estación más de Grupo ACIR, Conectando a Millones.
- Publicidad -