Qué hacer cuando le caes mal a alguien

0
205
Me Gusta
Like Lo Amo Haha Wow Triste Enojo
71

No sabes cómo explicarlo, pero intuyes que le caes mal a alguien y te sientes incómodo y triste. ¿Te ha pasado?

También puede ser el caso de que te lo diga de frente y no sepas cómo reaccionar. ¿Cómo darte cuenta y qué hacer cuando le caes mal a alguien? Te compartimos algunos consejos.

¡Muy importante! Quizá debas evaluar algunos aspectos de ti para mejorar, pero en muchos casos no le caes bien a las personas porque les recuerdas algo que les molesta de sí mismas, nada tiene que ver contigo.

Así que no te preocupes, por ahí dicen “no soy monedita de oro”, pero eso no significa que no le caigas bien a otros y seas una persona maravillosa. ¡Tómalo en cuenta!

Cómo darte cuenta que le caes mal a alguien

Te evita: Pon atención en cómo se mueve y cómo te mira, eso te dirá lo que no dice en palabras. Evitará verte a los ojos, tocarte, se cruzará de brazos, fruncen el ceño y la dirección de su cuerpo estará opuesta a ti.

No suele invitarte a sus reuniones: Si estás en un grupo de personas que suelen frecuentarse, pero esa persona en específico evita invitarte a reuniones, es una señal. O por el contrario, no acepta tus invitaciones.

No ríe contigo: Quizá no compartan el mismo sentido del humor, pero si ya llevan un tiempo conviviendo y ni las bromas locales son suficientes para que ría contigo, quizá le caes mal.

Se calla cuando llegas: Evita hablar con otras personas cuando estás tú o sale de la habitación en donde comparten.

No pregunta sobre ti: Cuando están en medio de una conversación, intenta terminarla lo más pronto posible y evita hacer más preguntas para cortar la plática.

¿Qué hacer entonces?

No es tu problema

Aunque es muy normal enojarte o sentir tristeza por la situación, recuerda que el problema es de la otra persona, no tuyo, quizá sin querer hiciste algo que le haya molestado pero no dejarás de hacerlo por eso, sobre todo si es benéfico para ti.

Pregúntate si vale la pena pensar en ello
Invierte tu tiempo en situaciones y actividades que te hagan feliz, caerle mal a alguien pasará siempre, pero no puedes pensar constantemente en el qué dirán cuidando lo que dices y haces. Sólo sé tú mismo y actúa con honestidad.

Acéptate

A todos nos gusta ser queridos y encajar en los círculos sociales donde nos desenvolvemos, pero por más que nos esforcemos, quizá no le caigamos bien a alguien. Pasa, pero lo más importante es que te aceptes.

Si tú te amas, te aceptas, eres honesto con quién eres, lo que dices y haces, no deberías preocuparte por lo que piensen. Sobre todo si ser quien eres te hace feliz, quizá a muchos eso no les guste y sea la razón por la que les caigas mal. Piénsalo.

¿Es realmente desprecio?

Es importante distinguir entre desprecio o sólo una diferencia de opiniones. Quizá no le caigas mal a una persona, pero no concuerda con tu forma de pensar o vivir, pero eso no significa que no le caigas bien por completo.

No trates mal a quien le caes mal

Si esa persona te trata mal o te evita, no quiere decir que tú hagas lo mismo. Sé amable y generoso siempre, aun cuando no sientas empatía, esto hará que tus relaciones mejoren y en un futuro quizá terminen siendo amigos.

Habla sobre cómo te sientes

Si sientes la confianza o la molestia es mucha, puedes encarar a esa persona, preguntándole o diciéndole que sientes que no le caes muy bien. Quizá sólo sea una percepción tuya y lo que suceda es que la otra persona está pasando un mal momento en su vida y por eso sea hostil, sin que necesariamente seas tú. Te sentirás aliviado.

Razones por las que quizá caigas mal y que debes tomar en cuenta

Eres tú mismo. Si actúas con honestidad, disfrutas la vida y amas ser quien eres, quizá eso no le guste a muchas personas, pero ¡no dejes de serlo! Es parte del proceso. Recuerda sentir empatía y comprensión por esas personas.

Pero también hay otras razones que quizá no sean tan buenas, evalúa tu comportamiento y piensa si te comportas así:

Te comportas como un “sabiondo” o narcisista. Tu opinión y sentimientos son los únicos que cuentan. Siempre tienes una respuesta para todo y odias que te contradigan poniendo una situación incómoda.

Sólo hablas de resentimientos y pensamientos negativos. Quizá en algún momento necesites desahogarte, pero si lo único que haces es hablar de rencores, frustraciones o malos momentos, quizá lo único que logres es que la gente te evite.

No sabes escuchar. Si eres de las personas que sólo hablan de sí mismas, pero nunca escuchan a los demás, este puede ser un factor por el que no le caigas bien a alguien.

Es muy molesto hablar con una persona que, aunque está presente, sus pensamientos y atención están en otro lugar.

Eres grosero. Si tu vocabulario y expresiones son groseras, es probable que a algunas personas les incomode.

No eres honesto. Esta es otra razón por la que puedes caer mal, ya que algunas personas no toleran ciertos comportamientos falsos.

Como verás, hagas lo que hagas, sea bueno o malo, es probable que le caigas mal a uno que otro. ¡No te preocupes! No te ocupes de ello tampoco, sólo sé tú mismo, actúa con honestidad, sé amable, generoso, empático y si quieres enojarte, también enójate.

Pero eso sí, siempre piensa que la vida es de experiencias, ¡vive con amor!

Me Gusta
Like Lo Amo Haha Wow Triste Enojo
71